Saltar menú de navegación Teclas de acceso rápido Recibí las notificaciones

DESBLOQUEAR NOTIFICACIONES

Siga estos pasos para desbloquear

Dólar (BNA): Compra $118,25 / Venta $124,25
Dólar Blue: Compra $205,00 / Venta $208,00
Dólar CCL: Compra $211,04 / Venta $215,29

Info General

Info General

Por primera vez en dos años, aseguran que la bajante del río está por terminar

Un especialista señaló que julio es el mes en que las condiciones cambiarán y se iniciará al fin un proceso de normalización.

El río Paraná está próximo a cumplir dos años en bajante extrema, periodo en el que incluso se batieron varios récord, con niveles que fueron de los más bajos en más de un siglo. Si bien tuvo algunos repuntes pasajeros, aseguran que el que está experimentando ahora sería ya definitivo, o al menos están dadas las condiciones para que recupere su caudal habitual de manera constante.

La altura registrada ayer fue de 2,35 metros, aunque hace algunas jornadas rozó incluso los 4 metros, ubicándose cómodamente en el nivel de aguas medias y muy lejos de la situación crítica que venía atravesando desde junio de 2020.

El ingeniero en recursos hídricos e investigador de la Universidad Nacional del Nordeste (UNNE), Hugo Rorhman, habló al respecto y sostuvo que es promisorio el panorama actual, más teniendo en cuenta la expectativa de precipitaciones para los próximos meses en Brasil, zona de influencia por excelencia del Paraná. El profesional explicó que "en las últimas semanas, el caudal del río ha tenido algún repunte, que nos hace pensar que la gran bajante está próxima a terminar".

Si bien hasta junio no se esperan precipitaciones importantes, el panorama cambiaría en julio, por lo que el río recuperaría definitivamente su altura medianamente habitual.

Rorhman explicó que "los embalses -hay más de 60 en Brasil- han recuperado niveles, estando arriba del 70 por ciento, y agregó que "las represas son positivas para no tener valores más bajos".

En este contexto, se tendrá un escenario más claro dentro de dos meses, aunque las previsiones no dejan de ser alentadoras. De esta manera, podría empezar un proceso de normalización para la navegación y, sobre todo, para la fauna íctica que se está viendo seriamente afectada por el escaso caudal y la imposibilidad de un desove óptimo en los últimos años.

RIO PARANÁ CORRIENTES
Volver atrás

Comentarios

¿Querés ser parte de la noticia?

Envíanos tu noticia y nosotros la publicamos. Comunicate con nosotros a redacció[email protected]

Newsletter

Mantenete siempre informado con nuestro boletín de noticias.

Le enviamos un correo a:
para confirmar su suscripción

Teclas de acceso