Saltar menú de navegación Teclas de acceso rápido Recibí las notificaciones

DESBLOQUEAR NOTIFICACIONES

Siga estos pasos para desbloquear

Política

Política

Estoy dispuesto a aceptar

Seguinos en las redes y enterate de las últimas novedades

Lo reveló en una entrevista exclusiva al programa "La Otra Campana", por LT 7 Y LT 25. Considera que el peronismo puede ganar la Provincia y está dispuesto a asumir el desafío. Por estas horas el poder central resolvería hasta dónde está dispuesto a jugar en Corrientes, todo un interrogante que desvela al justicialismo local.

Doctor Aníbal Fernández, los que tenemos algunos años en periodismo a usted lo conocemos, pero hay muchos jóvenes que se están reintegrando e integrando a la lucha y vida política que no lo conocen mucho. A mí me gustaría que usted se presente, no le voy a preguntar la edad, pero sí le voy a preguntar qué cargo ha ocupado en sus inicios de la política… ¿Cuándo se mete en la política este abogado y contador? Pareciera ser que tiene 64 años, me informan desde la producción.

-Juré 16 veces en la vida política y he sido ministro de la Nación desde el año 2002. No he hecho otra cosa que trabajar para lo que he creído siempre y no lo he dejado de hacer, ni pienso dejar de hacerlo. Uno tiene dos opciones para tratar de trabajar en su proyección. Una es pensar en lo político y lo otro es dedicarse a la actividad privada. Después de 2015, no tuve más remedio que dedicarme a la actividad privada, pero sin dejar de lado todo lo que importa y todo lo que me significa ver la cosa pública y acompañar el esfuerzo enorme que está haciendo el Presidente y la Vicepresidenta, por volver a la Argentina a una vía lógica, inteligente y que saque al pueblo del dolor, después de 4 años de catástrofe con el anterior Presidente. A eso estamos dedicados.

Usted ya lo dijo, años de catástrofe. Mi pregunta siguiente es, usted que ha sido uno de los críticos más feroces que ha tenido el macrismo con conceptos muy fuertes, ¿cómo lo ve hoy a Macri? ¿Es el jefe de la oposición?

-Macri es un inútil, que no sabe nada de política, ni de economía, ni de derecho, ni de geopolítica… Ni de nada que tenga que ver con el desarrollo, crecimiento y la evolución de un país. Nada. Llegó por esas cosas de la vida, en donde algo habremos hecho mal nosotros, como para que el pueblo argentino piense que era la mejor salida. No nos olvidemos que ganó por un punto, tampoco es tanto y que ha tomado el Gobierno de la forma en que lo vimos, para beneficio de él y sus amigotes. Hizo pedazos un país en todos los sentidos y hoy nuestros viejos, trabajadores, docentes, pibes, personas con discapacidad… todos vulnerables, ven con dolor cómo todavía no encuentran soluciones a sus problemas. Eso es lo que ha hecho este hombre. No es líder, los liderazgos no piden permiso. Este hombre no es nada. No puede integrar nada. Cuando vuelve Perón a la Argentina sacó 62 por ciento de los votos y el 38 no lo votó. Cuando Cristina estuvo en su mejor momento de la gestión, sacó el 54 por ciento de los votos y 46 que no la votó. Hay una parte que no vota peronista, qué se le va a hacer. No me preocupa. Hay que trabajar para una franja gris, que si uno hace una buena oferta electoral, puede concitar la atención de ese electorado y en eso debemos estar preocupados todos nosotros. Pero ¿preocuparnos por ese señor? No, olvídese. Ese señor debe preocuparse él, por todas las mugres que hizo como el Correo, que quiso quedarse con 70 mil millones de pesos de los argentinos, la Autopista del Sol donde se robaron 400 millones de dólares, te puedo contar una lista completa de lo que hicieron. Las mugres que vinieron hacer estos tipos y que hoy las sufre el pueblo argentino.

Fuertes sus declaraciones. Le comento que La Otra Campana llega a 5 provincias de la región.

-Lo sé.

Y esta entrevista va a salir en el diario EL LIBERTADOR de Corrientes, o sea lo que usted diga va a quedar grabado y registrado.

UNA BANDA

-No se va a encontrar con mis dichos, amañados para decírselo a usted. Esto lo vengo diciendo los últimos 4 o 5 años sin cansancio. Estábamos en presencia de una banda de facinerosos que hizo pedazos a un país. Y no me voy a callar la boca en ninguna provincia del país, tratando de hacer entender el daño que han hecho a todas nuestras provincias. Estos tipos han rifado fortunas que fueron después objeto de fuga hacia afuera de nuestro país, en divisas fundamentalmente. Me hago cargo de lo que digo.

Están llegando muchos saludos. Saludos de la familia Rojas Malgor, de La Cruz.

-El hijo de Rojas Malgor, cuando yo era ministro del Interior, era policía federal y trabajaba en la custodia del Ministro del Interior. Y un día viniendo por el Norte de la provincia de Buenos Aires, tiene un accidente y perdió la vida ese chico. Por lo cual, no lo olvidaré nunca jamás. Mi reconocimiento y afecto a la familia Rojas Malgor, que nunca me olvidé de ellos.

A mí juicio, doctor Fernández, es uno de los pocos dirigentes del justicialismo que le ha puesto el pecho en los momentos más difíciles, que no le ha sacado el cuerpo a las definiciones de alto voltaje y algo que yo rescato, es que usted sostiene sus posiciones aun con personalidades de la talla de Néstor Kirchner, por ejemplo. ¿Cómo hace un dirigente para tratar de convencer a quien está en una escala superior?

-Tanto Néstor como Cristina, y Alberto también, tienen una forma particular de trabajar, no miran hacia quién viene detrás y a qué velocidad viene. Siempre están por delante del que viene atrás. Con lo cual, esa ventaja es fenomenal, porque uno ha trabajado con otros compañeros que han sido excelentes personas y cuadros políticos, a lo mejor temen cuando vienen a la carrera para hacer determinadas cosas. Si uno iba a 100 km por hora, Néstor y Cristina, iban a 120. Siempre estaban por delante y nunca le han tenido miedo a trabajar y multiplicar todo lo que tenían para beneficios de los otros. Estos 4 años que nos han perseguido de la forma más bochornosa, que nunca había visto en mi vida semejante cosa, porque lo que no existía, se inventaba. Inventaron un cuaderno para meter preso a empresarios y funcionarios, eran capaces de cualquier cosa. Sin embargo, en mi casa me insistían permanentemente que me callara, que no hablara; pero perder por boludo o perder por guapo, pierdo por guapo. No me voy a callar la boca y voy a dar la pelea.

Eso está claro. Desde que explotó la denuncia del vacunatorio VIP, usted hizo una encendida defensa del doctor Ginés González García, algo que calló, a mi juicio, muy bien puertas adentro de la militancia peronista, ¿no?

-No queda más remedio que decir las cosas como son. Ginés es un prócer del sanitarismo argentino. Inventó el plan Remediar, de niñas y niños adolescentes… Inventó cuantos planes existiera en la Argentina. Lo que se discute en este caso, lo que quieren llamarlo vacunatorio «VIP», son 70 casos, los cuales la mitad están demostrados porqué se aplicaron la vacuna, es decir, la razón por las cuales se les aplicó. Sí tuvieron complicaciones otros países, por ejemplo Perú, que son 4.500 casos; acá fueron 50. No sirve la vocación de hacerles solución a los amigos, son cosas de interpretaciones, que ya llegará su momento. Eso no mancha, ni critica el enorme valor que ha tenido Ginés en la búsqueda de soluciones para el pueblo argentino.

¿INTERVENTOR?

Eso es importante, porque usted es uno de los hombres del peronismo más requeridos por la prensa también, por su estilo. Le pone el pecho, frente a cuestiones que necesitan a lo mejor una mejor comunicación oficial. Y en este sentido, en la región su nombre genera mucha expectativa en el arco político de la provincia, porque su nombre viene estando como posible Interventor del PJ ¿Qué nos puede decir al respecto?

-A mí me han hablado varios compañeros, a quienes respeto muchísimo. Son tantos años que uno participa de la vida del peronismo, que los compañeros me llamen y me digan que les interesaría, no hace otra cosa que llenarme de orgullo. Pero la realidad es que quien decide esas cosas es el Presidente de la Nación. Yo no puedo hablar de ninguna posibilidad de acción de estas características, de que yo me sumo a colaborar, cosa que me encantaría, con los compañeros de Corrientes, si no es a través del Presidente, que es quien toma la decisión. Vamos a tener que ser pacientes en eso y ver el Presidente con sus ministros, a ver qué quiere hacer con este tema.
Sabemos que esto está en análisis en la mesa chica del poder central y aclaramos también que dicho análisis no pasa sólo por el nombre de tal o cual dirigente, sino también por la definición previa de hasta dónde quiere el Gobierno nacional jugar para ganar en Corrientes. Este año elige gobernador, intendentes en los 73 municipios, diputados provinciales, nacionales y tres senadores nacionales. Por eso surge el perfil del candidato y el nombre. Y nosotros decíamos, yo escribí varias columnas al respecto, si el desafío es pelear la provincia, el hombre es Aníbal Fernández, que sabe manejarse en los tres andariveles de una elección aquí en Corrientes. Estoy hablando de lo político, el judicial y lo mediático. En función a todo esto, ¿qué nos puede decir? ¿Usted estaría dispuesto a asumir este desafío de ponerse al frente?

-Uno siempre está dispuesto a ayudar a los compañeros. Siempre. Toda mi vida he hecho eso. Milito desde los 12 años, tengo 64, hace 50 años que estoy militando en el peronismo. Y la mayoría de las veces siendo contador y abogado, ha sido para trabajar gratis, no para otra cosa. Por lo cual, no me va a variar la forma de pensar. Yo sigo creyendo en la posibilidad de seguir haciendo cosas por los otros. Y es verdad lo que dice usted, que es necesario tener una excelente comunicación y un buen trabajo con los compañeros desde el punto de vista de lo político y judicial, para que todas las fugas que pueden haber en términos de decisiones políticas se determinen y podamos hablar con todos. Debo reconocer que con todos los que he hablado, todos tienen vocación de hacer una propuesta única común. Estuve hablando con Rodolfo Martínez Llano, Fabián Ríos, «Botón» Galantini, amigos míos desde hace años, muchísimos años. Yo no le saco el culo a la jeringa. Yo estaría dispuesto, pero lo tiene que decidir el Presidente de la Nación.

DISPUESTO

Botón Galantini siempre me suele recordar que cuando él fue intendente, usted también lo ayudó bastante. Usted escuchará, sin dudas, a todos los sectores para garantizar el mejor resultado. Eso es lo importante. Eso es como decimos los correntinos, encontrarle el agujero al mate, porque no hay dudas que es un político hecho en el barro, tiene muchos kilómetros en su haber, pasó por todo y podría decir, sin lugar a equívocos, que la mejor garantía que tiene el peronismo de Corrientes es que Aníbal Fernández sea el interventor, porque siempre quiere ganar, ¿verdad?

-Yo no sé hacer otra cosa. Y lo que usted dice, que también es muy bueno eso de buscar el agujero al mate, yo estoy dispuesto. Y creo que yo se lo encuentro, pero tendremos que esperar a que el Presidente de la Nación tome las decisiones con el Ministro del Interior, para ver qué es lo que quieren hacer puntualmente. Y si yo no fuera, tendría que ser otro compañero y si puedo ayudar, también lo voy a hacer. No es un problema de pretensiones, es un tema de poder cumplir claramente con todo lo que se pueda hacer, para soluciones, definiciones concretas, prepararse para lo que se viene a corto plazo y para reconstruir de la mejor manera. Yo no soy un tipo que para la hora de construir estoy pensando en la oposición. No me genera ningún tipo de situación. Me interesa que las definiciones en cuanto a los hombres y mujeres que integran la lista y la relación entre todos ellos con el pueblo correntino, tengan una visión bien clara, para que después se traduzca esa proyección electoral… tendremos que ponernos el saco entre todos. Y habiendo vocación como lo estoy viendo entre todos los dirigentes que me hacen llegar ese mensaje, no siendo yo, siendo cualquiera, con esa misma vocación, uno podría ayudar desde cualquier lugar para tratar de concretar esa propuesta porque nosotros sabemos que tenemos mucho por hacer. Esa visión muy correntina que la he aprendido hace muchos años, de que el que gana, gana y el que pierde acompaña, ha dejado siempre al peronismo rengo de propuestas políticas para seguir avanzando. Yo creo que ha llegado el momento de la responsabilidad del peronismo para hacerse cargo de eso. Y entonces en eso, me siento con muchas ganas de sumar.

¿Lo sorprendió a usted que el peronismo de Corrientes haya reparado en su nombre? Usted tiene mucho cariño hacia la Provincia y eso es bueno y se lo agradezco como correntino.

-Usted sabe que yo fui intendente de Quilmes. Con nosotros trabajaron políticamente de muy buena fe, yo siempre he sido muy cuidadoso con los artistas para que no se queden pegados con una posición política; pero tenía una relación de amistad con el negro Rosendo Arias y Ofelia Leiva. Somos muy amigos y con ellos aprendí Bajo el cielo de Mantilla. De la misma manera, un montón de otras cosas que hace que a mí me guste mucho. Yo recuerdo también un día, una doma que se hacía en el Oeste de mi distrito, yo era intendente y venía de mi otro trabajo, solo, en mi auto y lo dejo lejos porque había llegado tarde… Cuando voy pasando estaban los dos, Rosendo y Ofelia, en un Fairlane verde y hacía un frío de morirse. Me metí con ellos en el auto y ahí los dos me hicieron conocer algo que estaban por grabar, los invito que en algún momento lo busquen y se lo muestren a su audiencia, se llama «Santa Fe al Norte», una belleza lo que hicieron. No me saco de encima estas cosas, me han dado mucho placer, como en el Chaco, Puerto Tirol o tantas cosas que tienen que ver con lo que nos gusta.

-Le debo decir que su nombre, que se ha instalado en toda la geografía peronista provincial, existe un operativo hasta casi de clamor que se extiende por todo Corrientes, para que se formalice su designación. No hay ningún dirigente o sector que formule alguna objeción, algo que no es habitual. En el caso de venir a Corrientes, ¿podemos decir que el peronismo tendrá un comandante de campo, dispuesto a dejar hasta lo último por el triunfo?

-Yo soy un político, no soy un mago. Lo que yo puedo garantizar en el marco de la pregunta que usted hace, es que uno tiene capacidad como para juntar la cabeza a todo el mundo. En esto el secreto es eso. Aprovecharse de las ganas que tienen todos de poder armar, de la forma que me lo hacen saber a mí y uno apostar a esa capacidad para poder jugar con la muñeca y charlar con todo el mundo, para que todos estén convencidos de que llega el momento en el que el peronismo se tiene que poner de pie y dar esa pelea de la mejor manera posible. Claro que me siento con muchas ganas, muchísimas.

FRENTISMO

Estoy más que convencido que usted es el hombre para estas circunstancias, que no solamente lo va a ayudar al peronismo puertas adentro, sino a toda la sociedad política de Corrientes en general. Nosotros también necesitamos ampliar nuestra base de sustentación con otros sectores políticos, aliados…

-Totalmente. Yo aprendí a hacer frentista con Juan Perón, con lo cual lo que tengo que hacer es pensar en ello para ver cómo uno hace para sumar. El mejor momento de Perón vuelto a la Argentina, año 73, nosotros en Santa Fe llevamos como candidato a gobernador a Carlos Sylvestre Begnis… La visión debe ser la de sumar a todo el peronismo en las distintas vertientes y vuelvo a insistir, con todos los que hablo tienen esa vocación de hacerlo, más todos aquellos que teniendo la visión similar, tengan una vocación de dar pelea para tener una visión de provincia distinta, con una generación de estrategias propias y sumando a todos los sectores que pensemos más o menos parecido, en cuanto al objetivo a perseguir. No lo veo como una cosa imposible de razonar y hay que llevarlo a la práctica.

Puertas adentro de nuestro partido, normalizar el Partido Justicialista vaya que si es importante, porque el PJ orgánicamente tendrá también en el trabajo parlamentario, de la acción de poder ejecutivos municipales y provincial, consensuar políticas de Estado con otras fuerzas que no sean ni justicialistas, ni aliados. Para la salud de la República eso es muy bueno. Corrientes históricamente ha estado a la altura de las circunstancias y hace 40 años no gobierna el peronismo. La última elección fue en el 73, con la formula Perón-Perón.

-Don Julio Romero.

Don Julio Romero-Francisco de Borges Sá. Desde ahí que no tenemos gobiernos peronistas. Yo dejo de hablar para que usted lo haga, para que se despida de los correntinos con esa amabilidad que lo caracteriza y ese cariño que tiene hacia nuestra provincia. Muchas gracias, hoy es domingo (por ayer), generalmente uno quiere estar con la familia y usted ha tenido la amabilidad de atendernos a la lejana Corrientes.

-Lejana a lo mejor desde lo geográfico, pero tan cercana desde los afectos. Mi mejor saludo para todos. Uno en esto siempre tiene la vocación de sumar y no de ir a agraviar a nadie. No tengo ningún interés de agraviar al Gobierno, ni a nadie. Mi intención simplemente es la de aportar a hacer todo lo que se pueda para sumar y eso se hace desde la vocación que uno tiene, la capacidad que se siente para poder llevarlo a la práctica. Me siento con esa capacidad. Pero vuelvo a insistir, nada de eso es posible, si no es el Presidente quien toma la decisión. Esperaremos. Y si la decisión que se toma es para otro compañero o compañera, nosotros vamos a ayudar de la mejor manera, pero siempre tratando de encontrar alguna salida para que Corrientes vuelva a tener un Gobierno peronista con las conclusiones y soluciones que están esperando hace mucho tiempo. Mi mejor saludo para todos, que la pasen muy lindo y un abrazo enorme de corazón.

Yo siempre digo, marzo es mes de tristeza y alegría peronista. El 11 de marzo, aquel histórico triunfo y aquella triste madrugada del 24 de marzo del 76, ¿no?
-La primera que representaba a toda la vocación de hacer un cambio fenomenal, como significaba la vuelta de Perón. Todo el mundo tenía en claro que el objetivo era voltearlo a Perón. Los que estaban al frente, que ni los menciono por no darle un reconocimiento que no merecen, pero que llegaron hasta amenazarlo a Perón porque tenía que llegar al mes de agosto, si no, no iba a poder participar de la elección. Yo recuerdo que los compañeros del sindicato del cuero, habían puesto un cuero de vaca inmenso, que decía «A Perón le da el cuero» porque así lo habían toreado. Para que se presentara lo habían toreado de esa manera y entonces, los muchachos del sindicato hicieron eso. Tanto le dio el cuero que volvió y ante la renuncia de Cámpora-Vicente Solano Lima, fueron a elecciones y se ganó con absoluta claridad.

Hubiésemos necesitado un poquito más de tiempo para ordenar este tema. Lo del 24 de marzo es una catástrofe que también ojalá no volvamos a tener nunca en nuestro país. La presencia de algunos y en esto no soy anti militar, soy un predicador y admirador permanente del enorme y reconocido Ejercito sanmartiniano, defiendo todo lo que se puede hacer con eso y olvidar a aquellos que han sido nada más que el vehículo por el cual muchos civiles, porque no fue una dictadura militar, fue cívico-militar… Muchos civiles proyectaron y empujaron para que se llevara a la práctica, para su beneficio. Eso no puede volver a suceder nunca más. La fuerza y el multiplicar y el decirlo tantas veces como tengamos oportunidad, es lo más importante. Nosotros tenemos que seguir trabajando y empujando para que las cosas salgan bien. Si marzo tiene cosas importantes le cuento una tercera, el día de ayer, 6 de marzo, cumplí 39 años de contador, así que mire si tengo cosas para reivindicar en el mes de marzo.

ANÍBAL FERNÁNDEZ PJ ARGENTINA PERONISMO
Volver atrás

Comentarios

¿Querés ser parte de la noticia?

Envíanos tu noticia y nosotros la publicamos. Comunicate con nosotros a redacció[email protected]

Newsletter

Mantenete siempre informado con nuestro boletín de noticias.

Le enviamos un correo a:
para confirmar su suscripción

Teclas de acceso