Saltar menú de navegación Teclas de acceso rápido Recibí las notificaciones

DESBLOQUEAR NOTIFICACIONES

Siga estos pasos para desbloquear

Nacionales

Nacionales

Una nena de 7 años vendió su ropa para comprar alimento a los perritos de un refugio

Seguinos en las redes y enterate de las últimas novedades

Junto a su mamá y su madrina, hizo una feria americana. Consiguió más de 100 kilos de comida. Conocé más de esta emotiva historia.

Muchas veces los chicos dan ejemplo a los adultos. Todo lo que hacen es desde la inocencia y lo más profundo de su corazón. Como es el caso de Paula, una nena de 7 años que vive en San Luis y tuvo un enorme gesto de solidaridad con los perritos que viven en un refugio.

La semana pasada se puso a juntar ropa que ya no usaba porque le había quedado chica, pero estaba en buen estado. Le dijo a su mamá que la quería vender. Y la sorpresa llegó cuando le confesó que quería hacerlo para ayudar a los animales.

Ante esto, toda la familia se involucró y le dio una mano. “Mamá, fijate en tu ropero que seguro tenés algo para darme y yo lo puedo vender”, le pidió Paula a Florencia.

Con ayuda de la madrina, organizó una feria americana donde con mucho entusiasmo vendió las prendas. Ella estuvo el fin de semana colgando la ropa en los percheros. También había zapatillas y botas. Por suerte mucha gente se sumó y más allá de los que recaudó fueron unos días de pura entrega y solidaridad.

“Al principio creí que era algo solamente familiar, pero la madrina de Paula contó la iniciativa en su Facebook y mucha gente se contactó. Se acercaron a comprar para ayudar a cumplir el sueño de mi hija”, contó emocionada Florencia

Lo cierto es que logró recaudar más de $12.000 que le alcanzaron para comprar más de 100 kilos de alimento. “Fuimos a un negocio que vende al por mayor y Paula gastó todo en comida de “mordida pequeña”, para los perritos mas viejitos que no tienen dientes del Refugio Municipal La Canera de Villa Mercedes.

La nena fue quien entregó las bolsas y recorrió el lugar acompañada por su mamá. Actualmente tiene dos perros como mascotas y está tratando de convencer a su mamá para adoptar a otro que le falta un ojo y vive en el refugio. “Como le encantan los animales, me pidió un caballo. Pero es imposible porque no tenemos lugar, por eso me parece que voy a aceptar que venga otro perro a casa”.

Como la feria americana fue un éxito y ya no tiene más para vender, le pidió a sus compañeros de colegio que la ayuden y le regalen bolsas con alimentos. Ya muchos se prendieron a la movida solidaria y le van a alcanzar las donaciones.

Esta nena que va segundo grado sueña con ser veterinaria porque quiere curar a los animales, y ya está pensando cómo seguir ayudando a los perritos del refugio.

GRAN CORAZÓN
Volver atrás

Comentarios

¿Querés ser parte de la noticia?

Envíanos tu noticia y nosotros la publicamos. Comunicate con nosotros a redacció[email protected]

Newsletter

Mantenete siempre informado con nuestro boletín de noticias.

Le enviamos un correo a:
para confirmar su suscripción

Teclas de acceso