Saltar menú de navegación Teclas de acceso rápido Recibí las notificaciones

DESBLOQUEAR NOTIFICACIONES

Siga estos pasos para desbloquear

Dólar (BNA): Compra $133,00 / Venta $141,00
Dólar Blue: Compra $290,00 / Venta $295,00
Dólar CCL: Compra $285,53 / Venta $289,44

Interior

Interior

"¡La trata de personas es violencia!"

El obispo diocesano, Adolfo Ramon Canecin, adhirió al mensaje de La Comisión Episcopal de Migrantes, que se pronunció con motivo del Día Mundial contra la Trata de Personas, que se conmemora el 30 de julio, fecha instituida por la ONU. "La trata constituye una violación injustificable de la libertad y la dignidad de las víctimas, por lo que debe considerarse un crimen de lesa humanidad" expresaron citando al Papa Francisco.

En miles de casos, sobre todo mujeres y niñas, las víctimas están sometidas a múltiples formas de explotación, a través de matrimonios forzados, esclavitud sexual, doméstica y laboral, añadieron, y retomando las palabras del Santo Padre sostuvieron: "Una persona no puede ser nunca puesta en venta”.

Asimismo, el clima horroroso de las guerras es propicio para el inhumano e invisibilizado crimen de la trata, "es una herida abierta y profunda en el cuerpo de Cristo, en el cuerpo de la humanidad entera", continuaron.

Teniendo en cuenta la realidad actual, advirtieron: "La sospecha de querer implementar la ley de alquiler de vientres en nuestro país también nos enfrenta a una mentalidad de que la persona humana pueda ser tratada como un objeto, manipulable y sin dignidad. No son mercancía. ¡Esto también es trata de personas! El Estado debe cuidar la vida desde su concepción, protegerla, y no dejar espacio a la inmoralidad, a la corrupción y a la impunidad", exhortaron.
"Asimismo, denunciamos todo tipo de explotación laboral velada o encubierta. Francisco nos pide 'una economía que cuide el trabajo, creando oportunidades de empleo que no exploten al trabajador mediante condiciones laborales degradantes y horarios extenuantes…'", agregaron.
Finalmente, animaron a todos a "mantener viva la indignación contra la trata, 'sin ceder a la arrogancia de la violencia, el dinero y el poder. El trabajo de sensibilización debe empezar en casa, por nosotros mismos, porque solo así seremos capaces después de concientizar a nuestras comunidades'", como pide el Papa.
"La Comisión Episcopal de Migrantes e Itinerantes, se suma a todas las denuncias y afirma con Francisco que '¡La trata de personas es violencia!'" concluyeron.

CORRIENTES GOYA TRATA DE PERSONAS
Volver atrás

Comentarios

¿Querés ser parte de la noticia?

Envíanos tu noticia y nosotros la publicamos. Comunicate con nosotros a redacció[email protected]

Newsletter

Mantenete siempre informado con nuestro boletín de noticias.

Le enviamos un correo a:
para confirmar su suscripción

Teclas de acceso