Saltar menú de navegación Teclas de acceso rápido

Interior

Interior

En plena cuarentena, pobladores aislados por cierre de tranqueras en una localidad correntina

Las familias in­formaron que la denuncia fue radicada en Santa Rosa.

 

Organizaciones aboríge­nes denunciaron ayer que en plena cuarentena les cerraron nuevamente el ca­mino al paraje Yahaveré, en Concepción del Yaguareté Corá.

 

Se reflotó así el anti­guo conflicto territorial en­tre una comunidad guaraní y dueños de terrenos veci­nos, quienes les impedían el paso por una tranquera a los pobladores, dejándolos aislados y sin posibilidad de asistencia, con un úni­co paso por medio del agua (ver foto). Al respecto, infor­maron que radicaron la de­nuncia correspondiente por el accionar en contra de los derechos de la comunidad, en el juzgado de Instrucción y Correccional de Santa Rosa.

 



Desde la Federación Cam­pesina Guaraní de Corrien­tes alertaron ayer sobre la si­tuación: “Repudiamos que, aprovechando la coyuntura actual, en que parte de la co­munidad se encuentra aisla­da en el paraje o en el pueblo cercano de Concepción, sin posibilidad de volver rápi­damente, la Conservation Land Trust (CLT) -fundada por Douglas Tompkins- de­cide modificar el camino ancestral del paso Mbyguá de acceso a Yahaveré.

 

Esto, sin ningún tipo de consulta a la comunidad indígena, que utiliza el mismo como acceso y para traslado de hacienda de subsistencia. CLT junto con la Dirección de Parques Nacionales, nie­ga participación indígena sobre el camino de uso an­cestral del paso Mbyguá y avanza con la modificación del ecosistema con fines comerciales”, dijo Emilio Spataro, de Guardianes del Iberá.

 

El cacique (karaí) de Ya­haveré, Hernán Sotelo, in­formó que los alambradores de CLT han empezado en algunos tramos del camino, por los que está vigente una medida cautelar que garan­tiza libre circulación, salida y acceso al paraje.

 

Aseguraron desde el mo­vimiento ambientalista que “la fundación del fallecido Tompkins pretende realizar obras de modificación del camino ancestral, desviar­lo en tramos de cañadas, alambrarlo y acondicionarlo para el paso exclusivo de ve­hículos, prohibiendo su uso para caballos y traslado de hacienda, peligrando la sub­sistencia de la comunidad transformando el ecosiste­ma natural del Iberá”.

 



A esto, Spataro agregó: “Pese a que la comunidad ha conseguido demostrar en varias ocasiones el de­recho legítimo sobre todo lo que en su territorio su­cede, CLT los desconoce una y niega el derecho internacional que la comu­nidad indígena posee, según el artículo 169 de la Orga­nización Internacional del Trabajo”.

 

El conflicto viene del 2002 que la comunidad plantea el respeto al paso Mbyguá por ser de uso ancestral y comu­nitario y el acceso más prác­tico al paraje. Tompkins se había comprometido a do­narlo a la Dirección Provin­cial de Vialidad, que aceptó esa donación mediante la resolución Nº 1.159 y se ocu­paría de su mantenimiento, informó el ambientalista

Volver atrás

Comentarios

¿Querés ser parte de la noticia?

Envíanos tu noticia y nosotros la publicamos. Comunicate con nosotros a redacció[email protected]

Newsletter

Mantenete siempre informado con nuestro boletín de noticias.

Le enviamos un correo a:
para confirmar su suscripción

Teclas de acceso