Funcionarios macristas se camuflan en un gremio en busca de quedarse en el Estado

Política - 15/11/2019

Se trata de la cúpula de funcionarios que manejaron el sector ferroviario. Crearon un gremio amarillo y aprietan para que sus empelados directos se afilien. Buscan que Aparicio los blinde. Repudio de los gremios del sector.

 


La cúpula de los funcionarios macristas que estuvieron a cargo de las sociedades Administración de Infraestructuras Ferroviarias Sociedad del Estado (ADIFSE) y de la Operadora Ferroviaria Sociedad del Estado (SOFSE), entre otros organismo, lanzaron una ambiciosa maniobra para quedarse en sus cargos, a pesar del cambio de signo político.

 

Sabiendo que el 10 de diciembre asume la nueva gestión, los gerentes apuran los trámites para conseguir el aval de la cáscara que crearon: el Sindicato de Personal Superior Ferroviario. El objetivo es blindarse en sus cargos a pesar de haber sido nombrados por la administración Mauricio Macri.

 


La jugada, cuya máxima aspiración es conseguir la inscripción gremial antes de que finalice la gestión del Secretario de Trabajo, Lucas Fernández Aparicio, apunta a dotar de inmunidad sindical a los macristas. Casualmente Aparicio se guardó un cargo de gerente en ese lugar.

 

La situación fue denunciada por la Asociación de Personal Dirección Ferroviaria (APDFA), gremio que hoy representa al universo de jerárquico ferroviario y que fue intervenido por la gestión Cambiemos.

 

"Como no pudieron copar APDFA, ahora descaradamente presionan para la afiliación a estos psuedo sindicatos carentes de legitimación, sin historia y con dirigentes que poco tienen para mostrar en defensa del sistema ferroviario y portuario nacional y de defender los intereses de los trabajadores".

 

Luego del intento de intervención, APDFA se integró a la estratégica Confederación de Trabajadores del Transporte (CATT), lugar que comparte con la Unión Ferroviaria, La Fraternidad y el sindicato de señaleros, entre otros. Además conforma la Corriente Federal de Trabajadores y el Frente Sindical para el Modelo Nacional, espacio muy cercano a la administración de Alberto Fernández.

 

También la Unión Ferroviaria denunció la maniobra de los gerentes. Los acusa de intentar "mantener sus privilegios y permanencia" y de "camuflarse" afiliándose a un sindicato macrista en la actividad.

 

"Son los mismos funcionarios que nos persiguieron, que odian a los trabajadores, a sus organizaciones gremiales, los mismos que crearon el 0800 buche. Los mismos que inflaron dotaciones gerenciales, inventando estructuras para acomodar a sus ñoquis vip", denuncia un comunicado de la seccional Victoria de la Unión Ferroviaria.

 

El texto recuerda que los funcionarios devenidos en "sindicalistas", los llamaron "negros de mierda" y hoy "son capaces de cantar la marcha peronista con tal de no perder sus privilegios, demostrando ser los únicos ñoquis del Estado".