Interna radical: Ricardo le bajó el pulgar a Valdés por la reelección

Política - 17/10/2019

“Vos no vas a ser”, le señaló con contundencia Ricardo Colombi a Gustavo Valdés, sobre la ansiedad del ituzaingueño de ir por su reelección como gobernador de Corrientes en el 2021. Sin tapujos y menos temores, el jefe del Ejecutivo Provincial le respondería al mercedeño que “eso lo vamos a ver más adelante”. Esta charla ocurrió hace una semana atrás, según da cuenta diario 1588.


La historia reciente ya advirtió a un Arturo Colombi, como mandatario correntino, confrontándole a su primo por la continuidad en el sillón de Ferré. El llamado Rey, al final perdió la corona en las elecciones de octubre de 2009. Para muchos, Valdés buscaría hacer “la gran Arturo”, aunque con mayor precaución.


Ricardo Colombi, ahora junto a los “gordos” del radicalismo, ya delinearon la estrategia electoral para que no ocurran situaciones de zozobra interna como aquella de 2008 que terminaron a los sillazos en el Club San Martín, que culminó con la fractura de la UCR correntina.


Las primeras víctimas de la acción: los partidos socios de Encuentro por Corrientes (ECO), llamados sanguijuelas por las cumbres del radicalismo. En un número de 14 verán caducar su personería, viéndose impedidos de compulsar en las próximas elecciones de gobernador. La idea: que no sirvan de sellos de goma para ser utilizados en un hipotético Frente que encabece un Valdés retobado, a quien ya le gustó mancharse con la tinta de la lapicera con la que firma los Decretos, y el sonido de la diana que escucha cada 9 de julio en la vereda de la Residencia Oficial N°1.


Las agrupaciones políticas que conformaron la alianza oficialista integrada a Cambiemos, terminaron siendo el Pato de la Boda en un contundente game over (fuera de juego). Tanto es el manejo del poder político en la justicia, que un simple papel borrador se le entregó al secretario electoral con los nombres de los partidos que caducarían por un tiempo. Por lo menos de aquellos que no deberían molestar en los próximos comicios. Y el Juzgado N°3 (Electoral) cumplió la orden. 


LOS GORDOS

 

Ricardo Colombi cuenta como propios y leales, solamente a Encuentro Liberal (ELI) y al Partido Popular (PP), mientras que a Proyecto Corrientes lo observa de reojo, quien sabe, porque se enteró que Gustavo Canteros se acercó a las huestes de Alberto Fernández, ofreciéndose como un posible mediador ante Gustavo Valdés, siempre que se imponga en las presidenciales del 27 de octubre.
Sergio Flinta y Carlos Vignolo, hermanados eternamente, intervienen en el tablero ajedrecista de quien fuera tres veces gobernador correntino. No quieren que Valdés le imponga a Claudio Polich como sucesor de Eduardo Tassano en la intendencia capitalina. Para ellos, el municipio de Corrientes le pertenece a la llamada “cooperativa universitaria” creada desde tiempos de la última intervención federal.


Con este mosaico interno, colocaron ministros del Ejecutivo, jueces, fiscales y ministros del Superior Tribunal de Justicia, como también entraron en la distribución de las obras públicas, otorgándoselas a “empresas amigas”. En este nuevo movimiento de piezas, los “gordos” están con Colombi, más aún Vignolo que, si pierde Macri, se quedaría sin laburo estable.