Municipio de Corrientes

Descuentan aportes a municipales, pero el gremio cortó los servicios y apuntó a Tassano

Política - 14/06/2018

Mientras acaba de estallar un escándalo por descuentos compulsivos que la gestión del intendente Eduardo Tassano aplicó a la mayoría de los empleados de la Municipalidad de Corrientes, el gremio de trabajadores cortó todos los servicios que tenía para el personal y acusó a la Comuna de falta de pago de aportes.

 

Los municipales de la Capital parecieran haber quedado a la deriva porque el cambio de gestión, desde diciembre de 2017, generó despidos y cesantías, además de los descuentos compulsivos del 1,7 por ciento en sus salarios para girarlos a la Asociación de Obreros y Empleados Municipales (AOEM).

 

Sin embargo, la AOEM anunció con carteles en la puerta de su sede, por La Rioja al 700, que quedaron suspendidos todos los servicios que la entidad ofrece a los trabajadores municipales porque la gestión de Tassano no le transfiere los aportes.

 

Con el dinero de sus afiliados, la Asociación presta servicios básicos de salud como odontología, oftalmología, pediatría, médico clínico, entre otros.

 

“Todos los servicios se encuentran suspendidos motivados por el no pago de todas las obligaciones para la AOEM desde la Municipalidad”, dice textualmente el anuncio de la entidad.

 

Se trata de nuevas irregularidades que afectan al personal municipal porque durante el pago del sueldo de mayo, la semana pasada, se destapó que la gestión de Tassano aplicó los descuentos a la mayoría del personal, sin consentimiento, incluso a los que no son afiliados y no desean pagar una cuota sindical.

 

El Sitemco, el otro gremio municipal, es la única entidad que salió a denunciar que esos descuentos compulsivos son irregulares porque no existe ningún convenio colectivo de trabajo que permita hacerlo sin el consentimiento (la firma) de los trabajadores.

 

Este es un caso que será debatido en la sesión de este jueves en el Concejo Deliberante, donde, a las 10.30, el bloque de concejales del PJ tiene previsto exigir que Tassano envíe un informe para determinar si hubo o no irregularidades en los descuentos.

 

Incluso, por lo bajo, fuentes consultadas ya hablan de una posible denuncia penal contra el intendente y sus funcionarios por aplicar una supuesta retención indebida en el recibo de sueldos de los empleados de la Comuna.

 

Desde la semana pasada se supo que los recibos de sueldo consignan el descuento como “aporte solidario AOEM”. La entidad está en manos Raúl Rivas y Juan Feltes, quienes fueron designados como interventores.

 

El Municipio de Corrientes tiene 7.000 trabajadores, de los cuales 3.700 son de planta permanente, 1.000 contratados, 450 agentes pertenecen al Concejo Deliberante y el resto son del programa Neike Chamigo.


Calificá esta nota